Blogia
Refrigeracion En Alimentos

Cuidados De Una Cámara De Refrigeración

Cuidados De Una Cámara De Refrigeración

Una cámara de refrigeración puede ser parte vital de cualquier cocina, ya sea en un hogar o en un restaurante. Estos  sistemas de almacenamiento en frío son el lugar para guardar la comida, para la familia o para la clientela y si dicha unidad de frío no está funcionando como debiese, puede ser un desperdicio de dinero. 

Para evitar que esto suceda, una cámara de refrigeración debe ser sometida a varios cuidados. Para empezar, se le debe aplicar un mantenimiento periódico, para lo cual se debe contactar al personal de mantenimiento, de la empresa que ha suministrado el sistema. Lo que se busca con estos mantenimientos es ver si hay fugas o filtraciones y evitar la acumulación de mugre y escarcha.

Otro de los cuidados que se debe tener, es evitar dejar abierta la puerta, de estos sistemas, por mucho tiempo. Una cámara de refrigeración funciona con energía eléctrica o combustibles y cuando la puerta se deja mucho tiempo abierta, el calor exterior ingresa a la cámara y hace que ésta tenga que trabajar de más, para poder conservar la temperatura ideal Esto genera un gasto innecesario de energía y por lo tanto de dinero. Para evitar estos desperdicios de potencia, existen sistemas de cerrado automático.

Al igual que con una nevera convencional, si se quiere sacar provecho de una cámara de refrigeración, se debe almacenar la mayor cantidad de productos que se pueda, pero de manera organizada. Para ello, lo mejor es distribuir los productos de manera que se posibilite una buena circulación de aire. También es mucho mejor no mezclar diferentes tipos de productos, puesto que cada uno de ellos tiene diferentes requerimientos para el almacenamiento en frío. Las carnes y lácteos necesitan de una temperatura diferente a la de frutas y verduras.

Contar con sistemas de generación de respaldo, es otro de los cuidados que se debería tener. Si se quiere conservar en buen estado el contenido refrigerado, es importante estar preparado por si hay un apagón. Cuando hay una disminución en la temperatura, al interior de un sistema de refrigeración, es posible que la actividad microbiana se reactive y que los alimentos comiencen a deteriorarse.

Como conclusión, se puede decir que una cámara de refrigeración es un sistema de mucha importancia, por lo que su uso y mantenimiento deben ser adecuados, si se quiere sacar un buen provecho de ella. Además, ante cualquier duda o eventualidad se debe acudir a profesionales y no tratar de manipular los mecanismos de una cámara de refrigeración, puesto que ello puede tener nefastas consecuencias.

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres